fbpx

Continuamos desgranando la compleja ley que reforma la Formación Profesional para el empleo en el ámbito laboral, en esta ocasión queremos resolver una de vuestras consultas, ¿el trabajador autónomo puede realizar formación continua?

Hay que decir que, aunque el Real Decreto Ley 4/2015 incluye al autónomo en su artículo 3, apartado a: “El ejercicio del derecho individual a la formación y la garantía de igualdad en el acceso de los trabajadores, las empresas y los autónomos a una formación vinculada a las necesidades del trabajo”, en esta reforma de la formación todavía no se desarrolla la normativa necesaria para su inclusión en los beneficiarios de la Formación Programada  por las empresas (que es la nueva denominación que recibe este tipo de formación).

Si bien, se abre la puerta a que, en un futuro, este colectivo pueda cotizar por la contingencia de formación profesional, y así acceder a la formación bonificada. Este planteamiento, recogido en el artículo 7,1, hace referencia al establecimiento de dichas contingencias, a través de la Ley de Presupuestos Generales del Estado de cada ejercicio.

No obstante, la ley para la reforma urgente del Sistema de Formación Profesional para el Empleo en el ámbito laboral, incluye al trabajador autónomo como destinatario de la oferta formativa para trabajadores ocupados, dirigida específicamente a autónomos.

Esta oferta formativa, descrita en el artículo 11, atenderá a las necesidades no cubiertas por la formación programada por las empresas y se desarrollará mediante programas de formación que tengan el fin de mejorar su competitividad, o cubrir una necesidad de adaptación a cambios del sistema productivo.

Para la detección de las necesidades de este colectivo, y el planteamiento de esta oferta formativa, se tendrá en cuenta para su diseño a las organizaciones representativas de autónomos, así como a aquellas con suficiente implantación en el ámbito de actuación.

De hecho, este RDL introduce una novedad importante, unamodificación de la Ley 20/2007, de 11 de julio, del Estatuto del Trabajador Autónomo, recogida en la Disposición final tercera, que permite crear asociaciones de profesionales representativas de trabajadores autónomos a nivel estatal, que deberán estar inscritas en el Registro Estatal de Asociaciones Profesionales de Trabajadores Autónomos y acreditar la suficiente implantación en el ámbito nacional.

Además, se incluye una modificación en la Disposición adicional duodécima de la citada ley, para la participación de trabajadores autónomos en programas de formación e información de prevención de riesgos laborales.

Con el fin de reducir la siniestralidad, las asociaciones representativas de los autónomos podrán realizar programas permanentes de información y formación en esta materia, destinados a este colectivo, que deberán ser promovidos por las Administraciones Públicas con competencia en materia de prevención de riesgos laborales.

También te pueden interesar estos artículos sobre la Reforma de la Formación Profesional para el empleo:

Las claves de la reforma de la formación para el empleo

La formación continua a distancia se podrá impartir sólo durante 2015

 

Fuente: BOE.

Ir al contenido